MENU

by • July 4, 2017 • Travel & LifestyleComments (0)

Visitando la Laguna de Kaan Luum

Vivir en un destino de playa tan popular como Playa del Carmen, está rodeado de mitos. Muchos creen que los que habitamos esta hermosa tierra conocida como el Corazón de la Riviera Maya, en el Caribe Mexicano, de playas de arena blanca y aguas color turquesa, vivimos en un estado de “vacaciones permanentes”, pues para nosotros es normal visitar la playa o lugares exóticos cualquier domingo. Pero no todo es miel sobre hojuelas; vivir en un destino internacional implica que el costo de vida o de las opciones para divertirse suelen ser más elevados que en otras ciudades, por lo que salir a divertirse puede resultar complicado para los locales… a menos, claro, que aprendas a turistear como local.

Mi misión en el equipo #DoTheDaniel, es compartir con ustedes mi estilo de vida, tan normal y casual como cualquiera en el que junto a María, mi esposa, gustamos de conocer desde los lugares más sencillos y escondidos a los más exóticos y exclusivos, sin que esto signifique vaciar nuestras cuentas bancarias cada semana. Si eres de esos viajeros que buscan vivir la experiencia local  y no conformarse con las comodidades que un buen Resort ofrece, este post es para ti.

Para esta serie que denomino: “turistear como local”, me propuse visitar lugares que estuvieran a una distancia máxima de hora y media desde la ciudad y que no impliquen gastos exagerados. ¡La  variedad de actividades es impresionante! Desde cenotes, parques de aventura, playas escondidas y los mejores restaurantes, en Playa y sus alrededores encontrarás siempre algo divertido que hacer.

Para esta aventura nos dirigimos hacia Tulum, hermoso pueblo mágico que se encuentra aproximadamente a unos 40 minutos de Playa del Carmen. Tulum es una de las ciudades más trendy y chic en la actualidad no solo de México sino del mundo, por lo que vale la pena dedicarle uno o varios artículos posteriormente, pero en esta ocasión les platicaré de un hermoso lugar localizado a 12 km de Tulum y me refiero a la Laguna de Kaan Luum, cuya traducción del Maya al español significa “Tierra de serpientes” o “tierra amarilla”. Por supuesto, lo más importante es estar bien alimentado y qué mejor que unos deliciosos tacos del restaurante “El Arbolito”, que se encuentra en Puerto Aventuras, de camino a Tulum, a solo 20 minutos de Playa. Los tacos que preparan aquí son de unas 30 especialidades mexicanas diferentes, en tortillas elaboradas a mano y que puedes sazonar con 6 salsas distintas, ¡todas muy picosas pero deliciosas! Sin duda un favorito de los locales.

Después del delicioso manjar, continuamos nuestro camino hacia la Laguna Kan Luum. 12 km después de Tulum, sobre la carretera Federal (se puede llegar en taxi desde Tulum) se localiza este oasis escondido en medio de la selva y cuya característica principal es que justo en el centro de la laguna de aguas cristalinas y turquesa, se encuentra un imponente cenote cuya profundidad alcanza los ¡85 metros! Puedo intentar describirles la belleza de este lugar, pero mejor véanlo ustedes mismos:

Hermoso, ¿cierto?

La laguna es ideal para visitar en familia pues sus aguas son tranquilas, (está prohibido por seguridad nadar sobre el cenote) por lo que tanto niños como personas que no saben nadar muy bien pueden disfrutar de un refrescante chapuzón y pasar el día disfrutando del clima y del paisaje. En el cenote se practica el buceo profundo y también la apnea, por lo que es muy común encontrar deportistas de todo el mundo explorando este fantástico lugar.

La Laguna Kaan Luum es sin duda un lugar que debe estar en tu lista de cosas por hacer cuando visites la Riviera Maya. Una característica de la zona es su esencia sencilla, que te da la sensación de estar en lugares por donde no pasa el tiempo ni ha llegado el llamado progreso. Para algunos turistas esto resulta a veces incómodo porque están acostumbrados a tener todas las comodidades a su disposición, pero yo creo que a veces está bien escaparse de esa zona de confort y conectarnos más con la naturaleza y con la cultura de los lugares que uno visita. ¿Tú qué opinas?

En la Laguna de Kaan Luum, los servicios que se ofrecen son muy básicos. A pesar de que encontrarás estacionamiento, baño, guardavidas y palapas, no existen restaurantes o tiendas cercanas, por lo que te recomiendo llevar comida y bebidas que puedes comprar de camino en Tulum. Nosotros decidimos que estaríamos solo un rato disfrutando de la laguna pues planeábamos hacer un picnic en la playa de Tulum. Después de un buen chapuzón emprendimos el camino de regreso.

Como dije antes, hablar de Tulum y su magia me llevará varias publicaciones posteriores; por el momento me enfocaré en una de las experiencias comunes que los locales disfrutamos y que están al alcance de todos: disfrutar de un picnic en la playa. Llegar a la playa pública de Tulum no es complicado: si utilizas el transporte público desde Playa del Carmen te dejará sobre la Carretera Federal y de ahí puedes tomar un taxi o rentar una bicicleta. No recomiendo caminar pues el calor es abrumador y más si no estás acostumbrado a las altas temperaturas.

En el camino hay un supermercado en el que puedes encontrar comida ya preparada para disfrutar en la playa. ¿Listo? Al final del camino mencionado, hay dos opciones: a la derecha se encuentra la zona de hoteles y clubes de playa de la cual hablaré en otra ocasión. Esta vez, decidimos tomar el camino a la izquierda, donde se encuentra la playa conocida como “paraíso” y bueno, la imagen a continuación hará que entiendas el porqué del nombre:

La arena blanca y suave de Tulum, sus aguas cristalinas de tonos turquesa y el cielo que incluso nublado es hermoso, es la forma perfecta de pasar un día de picnic, sencilla, simple, muy local. Es una ocasión perfecta para disfrutar de la naturaleza, la compañía de alguien especial o incluso contigo mismo, verás que si decides vivir esta experiencia solo, te encontrarás a varios viajeros como tú, con los que podrás sentirte identificado y ¿quién sabe? Hasta hacer nuevos amigos.

Turistear como locales es una excelente opción para escapar de la rutina o las clásicas vacaciones en un resort. Como verás no es necesario un gran plan o mucho presupuesto para pasar un gran día (te reirías si te cuento cuánto dinero nos gastamos en toda esta experiencia). Lo mejor de la vida no tiene precio y Playa del Carmen y la Riviera Maya son de esos lugares donde puedes comprobarlo todos los días. ¡Ven! te invito a conocer mi país y mi ciudad. ¡Te va a encantar!

Este viaje fue documentado en Instagram Stories, No te olvides de seguirme para que vivamos esta y otras aventuras juntos. 

Desde Mexico, con amor

Pepe

Don’t forget to sign up for the DoTheDaniel.com Newsletter

Photos by Pepe Yañez

Share this:

Related Posts

Comments are closed.